Metodologías Lean y Six Sigma

Aprenderemos cómo se pueden utilizar las metodologías Lean y Six Sigma para organizar y gestionar sus proyectos, y discutiremos cuál es la más eficaz para diferentes tipos de proyectos.

Índice()

    Lean

    La metodología Lean a menudo se conoce como Lean Manufacturing porque se originó en el mundo de la fabricación. El principio fundamental de la metodología Lean es la eliminación de residuos dentro de una operación. Al optimizar los pasos del proceso y eliminar el desperdicio, solo se agrega valor en cada fase de producción.

    En la actualidad, la metodología Lean Manufacturing reconoce ocho tipos de desperdicio dentro de una operación: defectos, exceso de procesamiento, sobreproducción, espera, inventario, transporte, movimiento y talento no utilizado. En la industria manufacturera, estos tipos de desechos a menudo se atribuyen a problemas como:

    • Falta de documentación adecuada
    • Falta de estándares de proceso
    • No comprender las necesidades de los clientes
    • Falta de comunicación efectiva.
    • Falta de control de procesos
    • Diseño de procesos ineficaces
    • Fallos de gestión

    Estos mismos problemas generan desperdicio en la gestión de proyectos.

    Implemente la gestión de proyectos Lean cuando desee utilizar recursos limitados, reducir el desperdicio y optimizar los procesos para obtener los máximos beneficios.

    Puede lograrlo utilizando los pilares de la herramienta de calidad Lean 5S. El término 5S se refiere a los cinco pilares que se requieren para una buena limpieza: ordenar, poner en orden, brillar, estandarizar y mantener. Implementar el método 5S significa limpiar y organizar el lugar de trabajo para lograr la menor cantidad de tiempo y material desperdiciado. El método 5S incluye estos cinco pasos:

    Ordenar: elimine todos los elementos que no sean necesarios para las operaciones de producción actuales y deje solo lo esencial.
    Ponga en orden: coloque los elementos necesarios para que sean fáciles de usar. Etiquete los artículos para que cualquiera pueda encontrarlos o guardarlos.
    Brillo: Mantén todo en el lugar correcto. Limpia tu espacio de trabajo todos los días.
    Estandarizar: Realice el proceso de la misma manera cada vez.
    Sostener: Adquiera el hábito de mantener procedimientos correctos e inculque esta disciplina en su equipo.
    Dentro de la metodología Lean, 5S le ayuda a mejorar el rendimiento.

    Te puede interesar:  Uso de OKR para medir resultados - Guía 2021

    El concepto final de Lean utiliza un sistema de programación Kanban para administrar la producción. El sistema de programación Kanban, o tablero Kanban, es una herramienta de visualización que le permite optimizar el flujo de trabajo de su equipo. Le da al equipo una pantalla visual para identificar qué se debe hacer y cuándo. El tablero Kanban utiliza tarjetas que se mueven de izquierda a derecha para mostrar el progreso y ayudar a su equipo a coordinar el trabajo.

    Los tableros Kanban y las 5S son principios básicos de la metodología Lean. Pueden ayudarlo a administrar con éxito su proyecto. Ahora analicemos el método Six Sigma y aprendamos cuándo es el mejor momento para usarlo.

    kanban board
    kanban board

     

    Six Sigma

    Six Sigma es una metodología que se utiliza para reducir las variaciones al garantizar que se sigan los procesos de calidad en todo momento. El término "Six Sigma" se origina en las estadísticas y generalmente significa que los elementos o procesos deben tener una calidad del 99,9996%.

    Los siete principios clave de Six Sigma son:

    • Céntrate siempre en el cliente.
    • Identificar y comprender cómo se realiza el trabajo. Comprenda cómo ocurre realmente el trabajo.
    • Haga que sus procesos fluyan sin problemas.
    • Reduzca el desperdicio y concéntrese en el valor.
    • Detenga los defectos eliminando la variación.
    • Involucra y colabora con tu equipo.
    • Abordar la actividad de mejora de forma sistemática.

    Utilice esta metodología para encontrar aspectos del producto o proceso que se puedan medir, como el tiempo, el costo o la cantidad. Luego, inspeccione ese elemento medible y rechace cualquier producto que no cumpla con el estándar Six Sigma. Cualquier proceso que haya creado productos inaceptables debe mejorarse.

    Te puede interesar:  Aprender sobre la cultura de una organización

    Ahora que comprende Lean y Six Sigma, ¡veamos cómo se combinan para mejorar el rendimiento de su proyecto!

    Lean Six Sigma

    Después de que se pusieron en práctica Lean y Six Sigma, se descubrió que las dos metodologías podían combinarse para aumentar los beneficios. Las herramientas utilizadas en Lean, como los tableros Kanban y 5S, construyen calidad en los procesos desde el principio. Los productos desarrollados con métodos Lean luego se inspeccionan o prueban usando los estándares Six Sigma. Los productos que no cumplen con estos estándares son rechazados.

    La mayor diferencia entre estas metodologías es que Lean agiliza los procesos, mientras que Six Sigma reduce la variación en los productos al incorporar la calidad desde el principio e inspeccionar los productos para garantizar que se cumplan los estándares de calidad. Es posible que descubra que uno de estos dos métodos, o el uso de ambos juntos, puede mejorar la eficiencia de sus proyectos.

     

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir